O blog da biblioteca do CPI da Ribeira

Así desafiúza un fondo "buitre"

Como exemplo da "outra" prensa, hoxe traemos unha reportaxe de Jaime Alekos publicada en Periodismo Humano.
Periodismo Humano é un medio de comunicación sen ánimo de lucro e enfocado ós dereitos humanos con colaboradores en distintas partes do mundo. As súas reportaxes están centradas nas persoas, especialmente as máis débiles. Conciben o periodismo coma un servizo público ó cidadán, e non ó servizo das empresas e os intereses ecomómicos e políticos.
Se queres saber máis ou colaborar con eles, visita a súa web.

Así desahucia un fondo “buitre”

 

Cincuenta antidisturbios ejecutaron el desahucio de Andrés González, enfermo de cáncer de 53 años.


Su vivienda, de protección oficial, fue comprada por Blackstone-Fidere, un fondo “buitre” americano, en el proceso de privatización de la vivienda pública del Ayuntamiento de Madrid.

 



A las 7:18 de la mañana del 3 de marzo, siete furgonetas de antidisturbios y varias patrullas de policía local y municipal tomaban el Paseo de María Droc a la altura del número 15 para ejecutar el desahucio de Andrés González Manzano, de 53 años. Se adelantaban así en quince minutos a la convocatoria Stop Desahucios convocada por la Plataforma de Afectados por la Vivienda Pública y Social (PAVPS) y la Asamblea Popular de Villaverde, impidiendo que vecinos y activistas paralizaran el desahucio bloqueando el acceso al portal a los funcionarios del juzgado y la propia policía.

La vivienda, de protección oficial y en la que González residía desde mayo de 2010, fue adjudicada por el Ayuntamiento de Madrid a su mujer, enferma de cáncer y con una minusvalía del 69%, fallecida tres meses después. González, también enfermo de cáncer, trabajó en la construcción y como vigilante de seguridad, hasta quedar en el paro hace cuatro años y medio. Recibe del Estado un subsidio de 426€ mensuales al no tener trabajo, carecer de rentas, tener responsabilidades familiares y haber agotado la prestación por desempleo, con la que no puede hacer frente al alquiler de 586€.

En el último año su desahucio fue paralizado tres veces (11/4/13, 24/4/13 y 29/1/14) por la intervención de activistas por el derecho a una vivienda digna. En este periodo de tiempo, el piso ha cambiado de propietario, pasando de las manos de la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS) a Fidere Comunidad, marca en España del fondo de inversión privado estadounidense Blackstone.

La EMVS, encargada de desarrollar con dinero público la política de vivienda del Ayuntamiento de Madrid y de facilitar el acceso a la vivienda a los sectores con mayores dificultades y en situación de especial necesidad, arrastra una deuda con los bancos de 630 millones de euros. En julio de 2013 comenzó a vender vivienda pública a fondos de inversión privados, adjudicándose Blackstone 1.860 pisos, un tercio del total del parque de viviendas del Ayuntamiento, por 128,5 millones.

“El Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid están desmantelando el parque de vivienda pública con nocturnidad y alevosía”, denuncia Alejandra Morgan, abogada de la PAVPS. “La venta de 1.800 pisos de la EMVS a Blackstone-Fidere y de 3.000 pisos del IVIMA [Instituto de la Vivienda de Madird, equivalente a la EMVS en la Comunidad de Madrid, y envuelto en un proceso similar] a Goldman Sachs-Azora se realizó en el mes de agosto, infringiendo el principio de buena gestión del patrimonio de la administración al vender los pisos por un precio por debajo de su valor en el mercado y quebrantando el principio de que la vivienda pública debe estar al servicio del interés general, tal y como dice el Parlamento Europeo”.

Desde las instituciones públicas se ha transmitido el mensaje de que las condiciones de los inquilinos, que en la mayoría de los casos tienen dificultades en el acceso a la vivienda y se benefician de reducciones en el alquiler, no se iban a ver modificadas. Pero según alertan desde la PAVPS, “están empezando a exigir el pago del IBI y la comunidad y muchos de los inquilinos no van a poder hacer frente a las nuevas condiciones y va a haber más desahucios de los antiguos pisos de vivienda social, ahora propiedad de fondos ’buitre’”.

Ningún comentario: